Vida Sana

Transpirar es bueno

Hay ejercicios que nos hacen transpirar muchísimo y otros, no tanto. ¿Cuáles son sus beneficios?

  • Angélica Lamarca

Compartir vía email

Producción: Male Chahín Foto: Alejandra González Agradecimintos: Yoga Carola Villegas y Ripley

Beneficios de transpirar

La profesora de educación física Pilar Caviedes entrega algunos de los beneficios más importantes de transpirar:

  • Cuando el cuerpo concentra calor mejora la producción de endorfinas, irrigando las articulaciones y evitando las dolencias.
  • Transpirar ayuda a fortalecer y mejorar el sistema inmunológico, ya que la sudoración produce más glóbulos blancos, lo que protege el organismo.
  • Al sudar se abren los poros de la piel. Esto logra una piel más suave y tersa, ya que a través de la apertura de poros salen las impurezas acumuladas en la epidermis.
  • Se acelera el ritmo cardiaco, se consume energía y se eliminan calorías.
  • La transpiración estimula las vías neurológicas produciendo endorfinas, hormonas que trabajan como analgésico natural.
  • Transpirar es el principal mecanismo de termorregulación del cuerpo. A su vez, regula los minerales y electrolitos. En el sudor se eliminan sodio, potasio, magnesio, zinc, urea y amonio, entre otras sustancias útiles o formadas como desecho en el cuerpo.

Ejercicios en los que se transpira menos

La profesora de educación física e instructora de pilates Sandra Telchi (contacto@theplacechile.com) entrega los beneficios de algunos de los ejercicios o actividad física donde no se transpira tanto:

  • Aquagym: variante del aquafitness que se practica en piscinas con agua a temperatura controlada, lo que disminuye el impacto físico de los ejercicios. Recomendado para problemas articulares.
  • Yoga: disciplina con beneficios integrales en las dimensiones física, mental y espiritual. Trabaja la respiración, elongación, mejora la postura y fortalece la musculatura.
  • Pilates: método integral que ayuda a movilizar la musculatura profunda y así lograr una mejor postura. Es un entrenamiento físico y mental que une el control mental, la fuerza muscular, la elongación, el dinamismo, la respiración y la relajación.
  • Tai chi: arte marcial chino ‘interno’, donde sus movimientos corporales se caracterizan por su suavidad, armonía, lentitud, flexibilidad, firmeza y circularidad.

Ejercicios en los que se transpira mucho

Pilar Caviedes entrega los beneficios de algunos de los ejercicios o actividad física donde se transpira:

  • Bicicleta: excelente ejercicio cardiovascular. Fortalece el corazón y toda la musculatura. Es de menor impacto que el trote. Gran trabajo de cuádriceps, glúteos y pantorrillas.
  • Trote: es una de las actividades más completas. Mejora en pocas semanas la condición física. Fortalece el sistema cardiorrespiratorio y músculo-esquelético. Es muy beneficioso para perder grasa y tonificar piernas.

Mito 1

Hay ejercicios en que se transpira y otros en los que no: FALSO

Respuesta 1: Pilar Caviedes explica que en toda rutina deportiva se transpira. En unas de mayor manera y en otras de forma imperceptible, pero siempre se está sudando. Todo tipo de actividad es beneficiosa; si bien en los aeróbicos se tiende a transpirar más, hay otros ejercicios que se enfocan en la tonicidad muscular y con ello se logra un mayor trabajo muscular específico.

Respuesta 2: El kinesiólogo Juan Brunstein, académico de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile (+56956896197), dice que incluso mantener una asana estática de yoga, como en el método Iyengar, ayuda a un mayor gasto cardíaco (aumento de frecuencia cardíaca o fuerza de eyección de la sangre). La elongación también genera mayor gasto cardíaco, lo que puede aumentar la frecuencia respiratoria y transformarse en un ejercicio aeróbico.

Mito 2

Transpirar hace quemar más grasas: FALSO

Respuesta 1: El kinesiólogo Juan Brunstein aclara que la quema de grasa no depende de la transpiración, sino del gasto calórico (energía utilizada en cada ejercicio).

Respuesta 2: Al realizar actividad física la sudoración aumenta y al sudar el cuerpo pierde líquido, no grasa, explica Pilar Caviedes. Si el agua que se pierde no se recupera, se pierde peso, pero esto no implica que perdamos grasa. Una vez que nos hidratemos el cuerpo lo recupera. Al sudar no se adelgaza y no se pierde grasa, solo se pierde agua.