Belleza

Los años dorados de la cosmética coreana

Los productos de ese lado del planeta han inundado con fuerza el mercado de belleza occidental. Sus envases divertidos, sus avanzadas fórmulas e ingredientes naturales y el sinfín de opciones para el cuidado de la piel han logrado cautivar al público. Hablamos con las expertas para que nos contaran sobre su experiencia y opinión sobre la revolución que vive actualmente la denominada k-beauty.

  • Constanza Espinoza

Compartir vía email

Pero, ¿cuándo y cómo empezó todo?

En el año 2011 las marcas asiáticas centraron su atención en el mercado occidental y comenzaron así su expansión. Según datos del Servicio de Aduanas coreano, en 2015 la cifra de exportaciones en esta área alcanzó los 2.350 millones de euros (las que no superaban los 900 millones en 2012).

El fenómeno se inició con las hoy archiconocidas y populares BB creams -producto multifuncional que ya es un imprescindible de cualquier cosmetiquero-, y ahora es posible encontrar decenas de mascarillas creadas especialmente para tratar zonas específicas del rostro, cremas de textura ligera para el cutis y el contorno de los ojos, serums, brumas hidratantes, bases en formato cushion… todo con adorables y coloridos envases.

cosmetica-5

“Quienes estamos insertas en el mundo de la cosmética venimos sabiendo e informándonos de este verdadero ‘boom’ de la cosmética coreana”, afirma la directora del centro de medicina y estética Medsthetik, Mónica Böhmer. “Desde hace casi dos años que en Medsthetik estamos trabajando con una marca de cosmética coreana (SKIN79) que tiene una amplia gama de productos: desde limpiadores, mascarillas, líneas de cuidado facial, protección solar y sus famosas BB creams”, complementa.

¿Y qué tienen de especial?

Quizás fueron sus envases -muy diferentes a los que acostumbrábamos ver-, sus ingredientes naturales o aquella sagrada preocupación que las mujeres de Oriente ponen en el cuidado del rostro. Pero lo cierto es que al mismo tiempo que los productos de belleza asiáticos empezaban a cautivar al mundo occidental, las tendencias de maquillaje derivaron en pieles frescas, saludables y con la apariencia de que no se llevara makeup encima.

cosmetica-4

“El tema es que los coreanos (y los asiáticos en general) apoyan la idea de no tener que cubrir imperfecciones con capas y capas de maquillaje”, afirma Carolina Malis, instagramer y colaboradora para Nylon y Obsesse, especialista en k-beauty (en Instagram @caromalis). “Ellos se preocupan de tener una piel sana y deslumbrante para poner atención en ojos y labios a la hora de jugar con colores. Siento que este concepto ha creado una tendencia que impulsa a las personas a preocuparse primero por su piel y luego por su maquillaje”, explica.

La maquilladora Cote Jorquera coincide en este punto y agrega: “Creo que se han vuelto populares por las nuevas tecnologías que incorporan. El cuidado facial es muy importante en esa cultura, muchas mascarillas y cremas se utilizan para regular la pigmentación, dar elasticidad, son antiedad o se enfocan en la renovación celular de la piel; también el protector solar es superimportante, muchos productos traen SPF 50, en Corea este producto es de uso diario”, cuenta.

Otro ítem atractivo se encuentra en sus fórmulas. “Para mí, el punto más importante es que ofrecen una opción distinta y novedosa en cuanto al uso de principios activos para atacar los diferentes problemas de la piel”, opina la cosmetóloga Mónica Böhmer. “Ellos enfatizan mucho en el uso de productos naturales como flores y frutas fermentadas, aloe vera, té verde, ginseng, baba de caracol, extractos de nido de pájaro, escualano, ácido phitohialurónico y cereales‬”.

¡Todas los hemos probado! (Al menos una vez)

Tamara Reyes, maquilladora y creadora de la página de belleza Blush.cl: “Mi experiencia con la cosmética coreana ha sido buenísima. Desde que comencé a usar esencias y productos con ingredientes fermentados (sé que suena asqueroso, ¡pero funcionan!) -los que con el tiempo y en su proceso de elaboración producen naturalmente enzimas y aminoácidos beneficiosos para la piel- los resultados han sido excelentes. Hoy no me imagino sin mi limpiador de rosas y extracto fermentado de rosa damascena que al fin ha balanceado mi piel mixta durante el invierno”.

cosmetica-3

 

Josefa Inostroza, maquilladora (@josefai): “Me parece que la industria cosmética coreana ha cambiado un poco el paradigma en cuanto al enfoque de la cosmética actual. Como se enfoca principalmente en el cuidado de la piel y en productos para pieles sensibles, la belleza hoy en día se está basando gran parte en eso: cutis naturales, limpios, hidratados, bien cuidados y un particular foco en ingredientes naturales. Una belleza que vuelve a lo básico, a lo simple… pero lo más fundamental que es la piel”.

Cote Jorquera: “La tendencia que más me gusta son las pieles ‘aterciopeladas’. En el k-beauty no se usa contouring ni exceso de rubor y la máscara de pestañas no es excesiva, entonces todo se ve muy prolijo. Me gusta también cómo resaltan los labios, ocupando tonalidades fuertes como anaranjadas, rojas, magentas. Debido a que las pieles son limpias e iluminadas se le da a esa zona mayor importancia en cuanto a color”.

Caro Malis: “La cosmética asiática ha cambiado mi vida, por más dramático que suene. Me pasé años visitando dermatólogos intentando encontrar la forma de reducir mi acné y la textura irregular de mi piel. Probé miles de productos y recomendaciones que encontraba en internet, que si bien ayudaban un poco, nunca lograban hacerme sentir satisfecha con los resultados. Con la cosmética coreana me he encontrado a mí misma impactada con mi piel. Si bien no es perfecta, no se compara a como era antes. Lo mejor es que en la industria de la cosmética coreana hay tanta, tantísima variedad de productos que es posible encontrar la combinación perfecta para ti”.

cosmetica-7

Cuidados que se deben tener

Y aunque las especialistas coinciden en que, en general, no se debe tener ningún cuidado especial que la distinga de los productos cosméticos tradicionales, lo fundamental será siempre conocer bien tu piel y estar al tanto de qué ingredientes no son los adecuados para el cutis, porque esto varía en cada una de nosotras.

“Un concepto que conocí gracias a la cosmética coreana es el pH de los productos. Sí, sé que suena a clase de química, pero la piel es realmente una ciencia”, afirma Caro Malis. “Cuando un producto (sobre todo los limpiadores y los tónicos) tiene pH por sobre 5.5 va a desbalancearla, lo que va a provocar que el resto de productos que pongas en ella no se absorberán de la mejor manera. En general, siempre trato de averiguar en internet cuál es el pH de un producto antes de aplicarlo en mi rostro”, explica.

cosmetica-6

Ellos recomiendan:

Tamara Reyes: “Las mascarillas, sin duda. No solo las sheet masks, sino que cualquiera que sea hidratante. También rescato mucho las esencias que se usan para entregar una capa extra de hidratación. Creo que además tenemos que mirar sus rituales: donde nosotras usamos con suerte, ¿4 productos? Ellas usan 10, ¡por algo tienen esa piel!”.

Cote Jorquera: “Para mí los productos imprescindibles son las cremas y mascarillas: el cuidado facial es lo principal para lograr un buen maquillaje y dentro de la belleza coreana es esencial empezar el día con una piel perfecta. En cuanto a sus ingredientes, la gran mayoría son naturales o veganos y la relación precio-calidad es buena”.

Caro Malis: “La doble limpieza es fundamental: lavar el rostro primero con un limpiador en base a aceite (que remueve el maquillaje y las toxinas acumuladas en los poros) y después con uno en base a agua (son los que generan espuma; están hechos para remover los restos que no fueron eliminados por el aceite e hidratan la piel). Por otro lado, las famosas mascarillas de papel son también un básico: están remojadas en ingredientes concentrados, lo que se traduce en una especie de facial para el rostro.

Y por último: ¡ojo con todo lo que ves en redes sociales!

Las tendencias virales nacen y mueren prácticamente todos los días en redes sociales, especialmente Instagram. Pero no todas ellas son las adecuadas para la piel o, de raíz, causan más daños que beneficios. Carolina Malis da un ejemplo: “hay una mascarilla que se hizo viral hace unos meses, que mientras la tienes puesta te hace ver como si hubieses envejecido. Es la All-in-One Facial de Hanacure, que se supone es una mascarilla reafirmante e iluminadora que promueve el crecimiento y la formación de colágeno. Sus ingredientes efectivamente logran ese objetivo, pero tensan tanto la piel que generan un daño en su capa más externa, y literalmente la rompen (he visto fotos en microscopio de la piel después de usarla y son terribles)”.

cosmetica-2