Belleza

Por qué usar aceites naturales si tienes piel mixta o grasa

Tendemos a creer que las texturas oleosas le hacen mejor a las pieles secas, dejando al gel como el líder para las pieles mixtas y grasas. Sin embargo, no es una verdad absoluta. En esta nota te vamos a dar las razones para confiarle tu piel a los aceites naturales.

  • Francisca Colussa

Compartir vía email

Quienes hayan sufrido de granitos o pasan mal rato con una piel más grasosa, se deben identificar con el pavor que se le tiene a cualquier producto que tenga una textura un poco aceitosa. Pero existen productos en aceite que son especiales para calmar y proteger la piel sin recargarla de oleosidad.

Cada cutis es diferente, aunque a modo general, en climas secos, fríos y en ciudades con contaminación, la piel genera grasa como una manera de defenderse de los efectos adversos del medioambiente. Para esos casos, los aceites naturales resultan nutritivos y en muchas ocasiones calmantes.

“El aceite de árbol de té (tea tree oil) y el de lavanda son buenos para regular la producción sebácea, mientras que el de caléndula ayuda a aliviar irritaciones, infecciones y piel seca. Aunque parezca curioso, en algunas personas con acné y piel grasa, se dan zonas muy resecas y/o inflamadas donde este aceite suele aliviar la irritación, picazón y ardor”, explica Constanza Richards, sicóloga y creadora de la página de vida natural Andesguardianes.com.

La cosmetóloga y directora del centro de estética Zapatitos Rojos, Karen Espinoza, además recomienda varios aceites reguladores del sebo, como el de jojoba (antioxidante), rosa mosqueta (regenerador, rico en vitamina A y C), avellanas (reafirmante) y el aceite esencial de geranio (regenerador, como es esencial debe diluirse en aceites vegetales al 2%).

¿Cómo se usan los aceites naturales para el rostro?

Depende del aceite. Contanza –que también realiza talleres de cosmética natural- recomienda que, si se trata de aceites esenciales, estos se deben diluir en un aceite portador, o en un tónico natural como agua de rosas (se usa 1 gota de aceite esencial por cada 100ml de aceite portador o tónico aprox.). Si es un aceite medicinal, o viene previamente diluido, se puede poner directamente sobre la piel limpia.

“Si lo que quieres es un aceite natural puro, sugiero intercalar con un serum y usar por la noche el aceite 3 días, y los otros 4 días el serum hidratante. O también puedes incorporarlo a la crema de día y sería la opción que más recomiendo, porque en el día es cuando la piel se debe proteger más de la contaminación, sequedad y frío, pero ¡ojo! debes mezclarlo en la mano, no en el envase (1 gota de aceite es suficiente)”, complementa Karen.

Lo importante es probar. Si sientes que la piel se pone más grasa, suspende el uso de aceites o reduce la frecuencia de su uso.