Entrevistas

Con ustedes, las mujeres de Westeros

El éxito de la serie “Game of thrones”, que ha estado nominada a 612 premios y ganó el récord Guinness a la más pirateada de la historia, es indiscutible. Solo 13 episodios la separan de su final, y debido al estreno de la séptima temporada, quisimos hacer un reconocimiento a sus actores. No hablamos de Kit Harington (¡ya les gustaría!) o Peter Dinklage, sino de las actrices que dan vida a cuatro mujeres que terminaron la sexta temporada empoderadas y en búsqueda, según ellas, de lo que les corresponde.

  • Francisca Quirós M.

Compartir vía email

Emilia Clarke

Cuesta creer que el papel de Daenerys Targaryen es uno de los primeros trabajos que consiguió la actriz Emilia Clarke (30). Llevaba poco más de un año trabajando en un call center cuando fue a un casting y la llamaron de HBO. “Había hecho un par de cosas pequeñas, pero esta fue lo más importante. Pensaba que en cualquier momento me iban a despedir y que me dirían ‘sólo estábamos bromeando, sácate la peluca’”, confesó a Time.

Sin embargo, el papel terminó valiéndole su primer Emmy en 2011, y luego otras 26 nominaciones más por su rol como Khaleesi, con quien admite sentirse identificada (después de todo, ha pasado casi ocho años interpretándola). Tal es la sensación que causó, que fue nombrada la mujer más sexy del mundo el 2013 por la revista Esquire.

Tras su debut como Daenerys Targaryen, la vida de la actriz londinense evolucionó casi tanto como su personaje en la serie. Porque no es menor pasar de estar en un call center a compartir pantalla con Jude Law, James Franco o Arnold Schwarzenegger. O protagonizar “Yo antes de ti”, una de las comedias románticas más aclamadas del 2016. En esta película interpreta a Louisa Clark, “una mujer algo torpe e insegura a veces, más parecida a mí en la vida real”, dice. Y le creemos, especialmente después de saber que para su audición en Juego de Tronos terminó haciendo un ‘baile del pollito’, o después de ver en redes sociales el video en el que sale cantando reggae.

En relación a sus proyectos futuros, prepárense, porque se confirmó que Emilia Clarke protagonizará la película de Han Solo que saldrá el próximo año. ¡Que la fuerza te acompañe, Emilia! Nosotras seguro lo haremos.

Lena Headey

Son pocas las escenas en las que Cersei Lannister no aparece con una copa de vino en la mano o amenazando a alguien. Pero este papel –el de una mujer cruel y vengativa- no tiene nada que ver con la actriz que la interpreta, Lena Headey (43). Cersei es una de las madres más temidas de la televisión y Headey sólo quiere que sus dos hijos, dice, sean cariñosos y felices.

Y si en la serie de HBO Cersei Lannister aborrece a su hermano Tyrion, fuera de pantalla la británica considera al actor uno de sus mejores amigos (es más: fue el mismo Peter Dinklage quien la recomendó a los creadores de “GoT).

Lena asume ser tímida y melancólica (ha sido diagnosticada con depresión en varias ocasiones) y dice encontrarse “cara de caballo”. Es una fiel defensora de los derechos LGBT y está llena de tatuajes. “Soy una nerd, bastante tímida y sufro de ansiedad masiva, así que para mí es un verdadero desafío interpretarla (a Cersei)”, confiesa.

Antes de convertirse en Cersei, rol que le ha valido 28 nominaciones, la originaria de Bermuda actuó desde temprano con nombres como Emma Thompson, Anthony Hopkins o Ralph Fiennes, aunque en papeles más bien menores. Con el tiempo obtuvo protagonismo en películas como “300”, “Los hermanos Grimm” o “Terminator”; pero nada se compara al éxito que vino con la maquiavélica reina de Juego de Tronos.

La gracia de Lena Headey es que Cersei podría ser fácilmente una de las peores villanas de la serie, pero la actriz le da un toque de tristeza y ambigüedad al personaje. “Lena fue la única que transmitió esa incomodidad que buscábamos. El sentido de escrutinio perpetuo y asedio que viene con su posición en el mundo, algo que ella nunca escogió”, explicaron a Time los creadores del show, David Benioff y D. B. Weiss.

Gracias, Peter Dinklage: después de todo, ¿quién más nos pondría los pelos de punta con solo una mirada?

Sophie Turner

Trece años tenía la actriz Sophie Turner cuando fue reclutada para interpretar a Sansa Stark, una vanidosa noble de Winterfell. Rubia por naturaleza, debió teñirse de pelirroja para interpretar a su personaje en la serie. “Me tuve que teñir el pelo rojo cuando tenía 13 años y me molestaron sin compasión. Pero cuando los productores me explicaron, me di cuenta que era genial que en mi primer rol me tuviese que transformar. Fue muy cool”, cuenta. Algo así como “una rebelión”.

Eso sí, la Sansa Stark que vimos por última vez en la temporada 6, fría y distante, no tiene nada que ver con la impresión que da la actriz. Es cosa de ver sus videos con su mejor amiga Maisie Williams, quien interpreta a Arya Stark, o su viralizada imitación de Jon Snow. Con 21 años, es una cara recurrente en las primeras filas de los desfiles de moda, acaba de lanzar una campaña para Louis Vuitton y es una de las favoritas de Nicolas Ghesquière. Ah, y es pareja del cantante Joe Jonas.

Aparte de su rol en Juego de Tronos, Turner también fue reclutada en otro universo ficticio. Esta vez no en la televisión, sino en la pantalla grande, para interpretar la versión joven de Jean Grey en “X-Men”. “Me encantó su vulnerabilidad; que no era la típica heroína que nació con superpoderes asombrosos y que puede hacer todo de una”, cuenta.

Y ahora que la serie de HBO está llegando a su fin, no solo tendrá que buscarse otros personajes, sino que deberá despedirse de quien ha sido su compañera por casi una década. “(Sansa Stark) es un proyecto que siento parte de mí ahora. Todo lo que le pasa a ella me afecta. Como que he estado viviendo a través de dos personas por los últimos ocho años”, dice. Puede que el futuro de Sansa sea incierto, pero lo que sí está claro es que tendremos Sophie Turner para rato. Si no en la televisión, al menos en el cine y desfiles de moda.

SERIES 7 LV 💥 I’m in a dream

Una publicación compartida de Sophie Turner (@sophiet) el

Maisie Williams

Si hablamos de actores que crecieron junto a sus personajes en “Game of thrones”, Maisie Williams (20) es el ejemplo perfecto. Con solo 12 años y tras perder un papel en “Nanny McPhee 2”, cambió el colegio por los sets de HBO que, sin esperarlo, le otorgarían 19 nominaciones a premios de la industria (incluyendo los Emmy).

En la serie, Williams interpreta a Arya Stark, una chica tomboy cuyo camino se ve trastornado y que, después de muchas vueltas y venganzas a su haber, termina siendo ‘Nadie’. “Para Arya no hay segundas oportunidades; si la lastimas una vez, mueres”, dijo a Vulture.

Pero en la vida real Maisie Williams no tiene las mismas tendencias asesinas de su personaje. Nacida en Bristol, Maisie, aparte de actriz, es bailarina y una declarada defensora de la igualdad de género (ya que ella rechaza el término ‘feminista’). También es mejor amiga de Sophie Turner, con quien graba divertidísimos videos. “Ha sido genial tener a alguien más de mi edad y que también fue succionada de su vida normal… Ella es como mi hermana mayor”, contó en una entrevista a ITV.

Y siguiendo los pasos de su ‘hermana mayor’ dentro y fuera de la pantalla, Maisie también se sumó al universo de “X-Men”. Su personaje en “Game of Thrones” tenía un lobo como mascota, y ahora ella se transformará en uno para la película “Nuevos Mutantes”. Su personaje se llamará Rahne Sinclair, o Wolfsbane (su nombre mutante), una adolescente escocesa que descubre el poder de transformarse en un licántropo.

En cuanto a Arya Stark, mientras no estemos en su lista de muertes, esperamos ansiosas su retorno. En tanto, pueden ver este domingo el estreno de la séptima y penúltima temporada de “Game of thrones” por HBO, a las 21:00 horas. El invierno, por fin, llegó.

Outtake from my Nylon cover shoot last year Photographed by @danibrubaker_ 💕

Una publicación compartida de Maisie Williams (@maisie_williams) el