Vida Sana

¡No te quedes con el traje de baño mojado!

La tela sintética con la que están hechas la mayoría de estas prendas y varias horas en la piscina son una combinación peligrosa, ya que estos factores aumentan la humedad en la zona íntima, lo que favorece que se produzcan infecciones vaginales, es por eso que debemos evitar quedarnos con el traje de baño mojado por mucho tiempo.

  • Francisca Orozco

Compartir vía email

Si bien es un mito que los distintos tipos de tela produzcan infecciones de algún tipo, sí las favorecen, las telas sintéticas por ejemplo, tienden a generar y conservar de mejor forma la humedad y esto podría llevar a un aumento de las posibilidades de tener infecciones.

La Ginecóloga Ivonne Narvaez, subdirectora de docencia, de la Escuela de Medicina de la Universidad de Santiago afirma: “es importante diferenciar entre las infecciones urinarias y las infecciones genitales, de las cuales las infecciones con hongo, aumentan durante el verano. El calor, el sudor, ropa ajustada y de material sintético crean un ambiente propicio para desarrollar hongos. Sus síntomas principales incluyen picazón y ardor vaginal, aumento del flujo que puede llegar a mojar la ropa interior. En las infecciones urinarias en cambio, se presenta una intensa necesidad de orinar con frecuencia y dolor al hacerlo, acompañado por una sensación de vaciado incompleto de la vejiga e incontinencia urinaria. Hay ocasiones en que las infecciones vaginales producen una reacción inflamatoria importante en la zona genital, lo cual produce sensación de ardor al orinar y eso provoca confusión entre ambos cuadros”.

A la mayoría nos ha pasado que nuestra mamá o abuelita nos dicen “cámbiate ese traje de baño mojado o te va a dar enfriamiento”. Sobre esto la doctora Narvaez aclara: “El concepto de enfriamiento es una forma coloquial para describir algunos síntomas urinarios y otros vaginales, pero estos NO se producen por “enfriarse”. Pero eso no le quita la razón a nuestras madres, ya que la experta asegura que sí se debe evitar el uso prolongado del traje de baño. A pesar de que no existe un tiempo ideal, lo importante es no exceder las 6 a 8 horas de uso de esta prenda y disminuir el tiempo aún más cuando está mojado o húmedo.