Entrevistas

Tomás Cubillos

Los detalles, los cortes precisos y elegantes, y la personalización son su sello. El modisto autodidacta, especializado en trajes de novio y nieto del sastre Mariano Cubillos, abrió recientemente el primer corner de sastrería a la medida en Paris de Portal La Dehesa. “Un lindo reconocimiento al tiempo de trabajo”, dice.

  • Alejandra Villalobos

Compartir vía email

Foto Juan Pablo Sierra

Si alguien conoce la historia de Tomás (38), no parece extraño que se dedicara a la sastrería. Su abuelo, el español Mariano Cubillos, fundó hace casi 80 años el taller que lleva su apellido, por lo que su infancia estuvo siempre rodeada de telas, cortes y sastres. “Recuerdo que teníamos la oportunidad dos veces al año de hacernos trajes a medida para las fiestas que se hacían en el Estadio Español, donde mi abuelo era socio. Y me encantaba porque yo era bastante fetichista con la ropa, siempre me gustó mucho”, recuerda. Pero para Tomás solo era un juego. De hecho, estudió teatro, profesión a la que se dedica hasta hoy -tiene una compañía de teatro con su señora-, y además es locutor y músico. Recién en 2009, luego de un inspirador viaje a España y a las capitales del mundo, seguido de una dolorosa salida de una banda de música, despertó el sastre que tenía dentro. “Toda la energía que tenía puesta en la música la canalicé en la ropa. Fui a la fábrica de mi familia, les mostré las cuatro chaquetas que me había hecho cuando me fui a España, porque, como decía mi abuelo “bien vestido, bien recibido”, y les propuse que me vendieran todos los retazos que tenían prácticamente botados y así armé mi primera colección”, cuenta. El desfile fue con banda en vivo y con amigos actores como Matías Oviedo y Álvaro Gómez desfilando, una verdadera fusión de sus pasiones: música, actuación y moda. “Un buen traje a la medida es para mí una obra de arte. Es como un buen disco de música, una buena obra de teatro o una buena pintura… es creación, es mezcla de texturas, capas que se funden, cortes que quedan bien; es como una extensión de tu cuerpo hecho tela”, dice.

Y fue ese desfile el que le abriría las puertas al proyecto que hoy lo tiene tan entusiasmado: su nuevo corner en Paris Portal La Dehesa, Tomás Cubillos Puelma Sastre. “El gerente de Alaniz, de tiendas Paris, fue a ese desfile hace 8 años y le gustó mucho mi ropa. Tres años después me contactó para hacerle su traje de novio y le encantó la experiencia, y a principios de 2016 me llamó para contarme que abrirían una tienda Paris de lujo en Portal La Dehesa y me propuso lo del corner de sastrería a la medida, además de una colección de 500 prendas. Fue muy bonito porque desde el comienzo creyó en mí; es como un premio a la constancia, esa que heredé de mi abuelo”.

¿Hay algo más que heredaste de tu abuelo? Sí, me dejó una vida muy relacionada a la montaña y la naturaleza. Hace muchísimos años construyó una casa en el Cajón del Maipo, en El Ingenio, y es algo que se lo agradezco enormemente, porque subir un cerro me alucina tanto como ir al cine, actuar o hacer un traje, es mi vida también, la contemplación de la naturaleza.