Columnas

Nike ‘MAG’¡Volvieron del futuro!

Anatómicas botas de caña alta con el logo de la marca en luz led y varios elementos luminosos, incluyendo su suela, cuya batería dura cuatro horas y es recargable.

  • Mariano Toledo

Compartir vía email

La respiración se acelera, las pulsaciones se hacen violentas, las pupilas se dilatan. No es un felino acechando a su presa, es cualquier ‘sneaker-freak’ (loco por las zapatillas) observando embobado el último lanzamiento de las Nike ‘Mag’.

Debo confesar que yo mismo tuve los síntomas, cuando vi el clip de Casey Nestat donde nos muestra cómo funcionan estas codiciadas e icónicas zapatillas.

Breve descripción: anatómicas botas de caña alta, de color gris, con refuerzos en blanco. Tienen el logo de la marca en luz led en la tira de ajuste del frente, y varios elementos luminosos, incluyendo su suela, que se ilumina con una autonomía de cuatro horas y baterías recargables. Esta última edición tiene un minúsculo y moderno motor que ajusta los cordones automáticamente (‘Hyper adapt 1.0’), además ¡¡la zapatilla se adapta al pie y la forma de caminar del afortunado dueño!!

Todo comenzó en 1989, cuando Michael Fox protagonizó Volver al Futuro II. En esta película Marty McFly viaja al futuro y usa unas zapatillas que se encienden y sus cordones se ajustan automáticamente. Luego vuela con ellas sobre un skate supersónico. La saga planteaba el 2015 como año del futuro, año en el que Nike decide lanzarlas al mercado, como gesto del futuro arribado. En esa primera edición solo se fabricaron 1.500 pares, a diferencia de las del filme, estas no se ajustaban solas.

El formato de venta fue la subasta, y lo recaudado fue donado a la fundación que creó Michael Fox de lucha contra el Parkinson, la enfermedad que sufre el actor desde 1991. Este año la marca ha subido la apuesta: solo fabricó 89 pares, que se están vendiendo nuevamente en subastas públicas. Hong Kong, el 11 de octubre; Londres, 14 y 17 de octubre, y por último en la gala benéfica de la fundación, que se celebrará en Nueva York el 12 de noviembre.

Se han llegado a pagar 100.000 dólares por un par de estas joyas de la tecnología, convirtiéndose así en las zapatillas más caras de la historia.

Marty McFly volando con su skate y calzado brillante nos ha hecho delirar frente a la pantalla, pero nunca imaginamos que en el futuro (2016) ese modelo se haría realidad, y estaría a la venta pero con un motivo muy especial y a precios siderales.

Una buena idea que apoya una causa benéfica. Ahora solo resta esperar la versión asequible para el resto de los mortales.