Gastronomía

VOP

Tenía buenos recuerdos de este lugar, del que escribí hace un buen tiempo, así que volví: la perspectiva de alimentarse sanamente siempre es atractiva.

  • Pilar Hurtado

Compartir vía email

Tenía buenos recuerdos de este lugar, del que escribí hace un buen tiempo, así que volví: la perspectiva de alimentarse sanamente siempre es atractiva. Nos juntamos ahí con una amiga que vive al frente y almorzamos. El lugar es pequeño, tiene tiendita de productos naturales y mesas adentro y afuera, la atención es cálida y acogedora y se percibe que muchos de los parroquianos son fieles clientes a quienes saludan por sus nombres. Tienen todos los días un menú con opciones, pero nosotras pedimos platos de la carta. Ofrecen desayunos, super foods como acai, chia, goji y otros que se pueden agregar a sus jugos, y también versiones de jugos detox. Yo pedí uno de estos, de naranja, jengibre y polen, muy rico. Del capítulo sopas pedimos una crema de betarragas (todas son sin lácteos) que estaba deliciosa pero le faltó un poco de cariño en la presentación, algo encima, unas hierbitas, un pancito, no sé. Lo mismo la panera, que traía unos trozos de pan tostado y un poco de galletas envasadas, detalle que según nosotras le quita prestancia a un lugar que se la juega por la alimentación natural. El sándwich favorito, con aceitunas moradas amargas, palmitos, pasas y nueces, venía preparado en pan de miga, como indica la carta, pero no percibimos las pasas en su relleno, y la ensalada que se ofrece como acompañamiento era bien poquita. El relleno estaba rico eso sí, y aunque de miga, bien podría haber sido un pan artesanal para concordar con el concepto. La ensalada de hojas verdes con camarón y salmón ahumado, palta y almendras tostadas, con aliño de acai, traía todo lo descrito en la carta y las hojas estaban frescas, pero a mi amiga, que tiene la mecha un poco corta y se comenzó a tostar con esos pequeños detallitos, le pareció fome. Por ello, preferimos no comer postre e ir por un helado al cercano Toldo Azul. Mi experiencia anterior fue mejor, ojalá pudieran corregir esos detalles porque un lugar que promete alimentación saludable merece más cariño para completar la experiencia.

Consumo: todo lo descrito $22.090.

NOTA: 5.2 / Augusto Leguía Norte 216, L. 3, Las Condes. Teléfono 02 2419 9312