Gastronomía

Pizza de brócoli y espinaca

La pizza también puede ser sinónimo de comida saludable. Solo hay que atreverse con verduras y legumbres para preparar la base y experimentar con frutas de la estación en el relleno.

  • Josefina Strahovsky

Compartir vía email

pizza-de-brocoli-y-espinaca-adentroRecetas y producción: Espacio Culinario
Foto: Orlando Pallero

Ingredientes para 4 porciones

Para la masa:
½ cabeza de brócoli
1 taza de espinaca (cocida y bien estilada)
½ taza de queso gruyere rallado
2 cucharadas de harina integral (se puede reemplazar por harina de almendras, quínoa u otro grano)
Sal a gusto

Para el relleno:
¾ de taza de humus de garbanzos
½ pechuga de pollo
1 taza de tomates cherry, en mitades
¼ cebolla morada, pluma
1 trozo de pimentón rojo cortado en juliana
Aceite de oliva a gusto

Preparación:

1. Para la masa: precalentar el horno hasta que llegue a 180° 2. Procese la espinaca y reserve. Haga lo mismo con el brócoli 3. Mezcle las verduras con el queso gruyere, la harina y la sal 4. Espolvoree una lata para horno con harina integral y estire la masa sobre ella hasta que quede de 4 a 5 milímetros de espesor 5. Hornee por 20 minutos o hasta que comience a dorarse por los bordes 6. Para el relleno: corte el pollo en dados y saltee en una sartén con aceite de oliva hasta dorar. Reserve 7. Cubra la masa con el humus de garbanzo, agregue el pollo salteado, los tomates cherry, la cebolla morada y el pimentón 8. Pincele con aceite de oliva y hornee por otros 8 a 10 minutos. Sirva.

[block_quote cite=] Esta pizza no quedará precisamente crocante debido a la humedad de los ingredientes, pero eso no es sinónimo de que no esté cocida después del tiempo indicado. [/block_quote]