Destacado 1/2 2

Que coisa mais linda… El éxito de las top models brasileñas

Irrumpieron con el cambio de siglo en el universo de la moda. Subieron a las pasarelas las curvas y la sensualidad, y convirtieron su país de origen en toda una potencia en supermodelos de exportación. Repasamos aquí la trayectoria de las top models brasileñas más conocidas.

  • Ana Muguerza

Compartir vía email

Fotos: Getty Images

Hace unos años, las top models llegaban del frío. El este de Europa era la principal ‘factoría’ de supermodelos de pasarela en los 90. Sobresalían la checa Karolina Kurkova, la rusa Natalia Vodianova o la letona Carmen Kass. Su belleza rubia y gélida se imponía en el universo fashion. Antes de ellas, a finales de los 80, eran principalmente las made in USA quienes triunfaban en el circuito de la moda internacional. A las estadounidenses Cindy Crawford, Christy Turlington y Stephanie Seymour, y a la canadiense Linda Evangelista, se sumaron la británica Naomi Campbell y la alemana Claudia Schiffer. Su reinado fue largo y prolífico. Fueron las precursoras, las que equipararon el estatus de las modelos al de auténticas celebrities, más incluso que estrellas de cine, y de ahí el término top.

El nuevo siglo trajo una nueva hornada de modelos. A finales de los 90 y principios del 2000 irrumpieron en escena las brasileñas y, con ellas, un nuevo paradigma estético. Llevaron de regreso a las pasarelas la sensualidad y las curvas frente a la androginia y el grunge de los noventa. Brasil se convirtió en una potencia mundial en top models, con varias representantes en los primeros puestos. La pregunta es inevitable: ¿Qué tiene ese país para ‘alumbrar’ a tanta ‘number one’ de la pasarela?

Para algunos la explicación radica en la belleza de sus mujeres: la mezcla racial, los  cuerpos curvilíneos y más saludables en apariencia, y hasta el clima tropical y la alegría de vivir que caracteriza a los habitantes de ese país. Todo suma. Pero habría otra razón más técnica: el auge y la profesionalización de la moda brasileña.

En los últimos años Brasil desarrolló una potente industria de la moda, muy avanzada respecto a otros países de Latinoamérica. Las marcas nacionales tomaron impulso y los grandes eventos adquirieron tamaño y fama mientras crecieron las inversiones de los patrocinadores. Las semanas de la moda de Sao Paulo y Río de Janeiro (Sao Paulo Fashion Week y Fashion Rio) han servido de trampolín para las modelos que impulsaron su profesión y saltaron a las pasarelas internacionales.

Alguien bautizó a esta generación de exitosas modelos brasileñas como el ‘Brazilian pack’. A él pertenecen, entre otras, Gisele Bündchen, Adriana Lima, Isabeli Fontana y Alessandra Ambrosio. Repasamos su carrera.

Gisele Bündchen


01-400Es asidua en los famosos rankings de la revista Forbes. Su nombre figura en el último publicado sobre “Las 100 mujeres más poderosas del mundo”. Ocupa el puesto 95 pero es la única modelo que tiene el honor de aparecer en la lista. Además, en 2013 volvió a encabezar el ranking Forbes de las modelos mejor pagadas del mundo. Por séptimo año consecutivo ocupó el primer puesto. Ni sus 33 años ni entonces su reciente maternidad (la segunda) la sacaron de este registro. Según los cálculos de la revista,  en solo un año, hasta mediados de 2013, Gisele se había embolsado 42 millones de dólares.

Con más de 15 años en la cima del modelaje internacional  su trono no parece amenazado. Nació el 20 de julio de 1980 en el estado Rio Grande do Sul, al sur de Brasil, cuna también de otras famosas top models. Sus padres son brasileños descendientes de alemanes, lo que explicaría la mezcla de piel tostada y ojos azules. Cuenta la leyenda que fue descubierta por un agente de modelos de Elite a los 14 años en un centro comercial de Sao Paulo. Su carrera internacional arrancó en Nueva York en 1996, donde desfiló por primera vez para Carolina Herrera y Oscar de la Renta. Un año después  se afianzó cuando apareció en las pasarelas de Dolce y Gabbana y de Versace. En su extenso reinado ha sido portada infinidad de veces, musa de casi todos los diseñadores y protagonista en multitud de campañas, tanto para marcas de lujo -Balenciaga, Dior o Saint Laurent-, como para firmas masivas como Pantene, Max Factor o, recientemente, H&M y Basement de Falabella. Se colocó las famosas alas de Victoria’s Secret y fue fotografiada por Mario Testino para el calendario Pirelli.

Todo lo que toca se convierte en oro, lo que se traduce en cuantiosos ingresos para sus bolsillos e importantes beneficios para las firmas a las que presta su imagen. Según un estudio realizado en EE.UU., desde que ella es rostro de los champús Pantene, la marca aumentó un 40% sus ventas en Brasil. En el otro lado está el caso de la empresa Limited Brands, dueña de Victoria’s Secret, cuyas acciones cayeron más de un 30% en 2007 cuando Gisele dijo que ya no volvería a posar con sus diseños. Está casada con el jugador de fútbol americano Tom Brady, con quien tiene dos hijos.
[block_quote cite=] Al posar transmite una mezcla entre dulzura y sex-appeal, lo que, junto a su gran versatilidad, la ha llevado a ser portada de revistas como Sport Illustrated -ha protagonizado varias veces su número especial de baño- o a desfilar para Valentino, Versace y Ralph Lauren. [/block_quote]

Adriana Lima


02-400De procedencia humilde, Adriana Lima (Salvador de Bahía, 12 de junio de 1981) se inició en el modelaje cuando una amiga le pidió que la acompañara a un concurso porque no quería acudir sola. En 1996 ganó la edición brasileña del certamen Super Model of the World, y ese mismo año quedó segunda en la final internacional del mismo evento. Morena y con unos hermosos ojos, entre grises y verdes, de niña ya llamaba la atención por su exótica belleza resultado de un mix de antepasados franceses, portugueses, caribeños y americanos. Con solo 16 años llegó a Nueva York, donde fue contratada por la agencia Elite y empezó a ser reclamada por las principales revistas. Fue portada de Marie Claire de Italia y de Vogue estadounidense, alemán e inglés, lo que supuso su consagración definitiva.  A lo largo de su fructífera carrera, grandes del diseño, como Armani, Valentino, Ungaro y Lacroix, han querido tenerla en sus desfiles y ha sido imagen de importantes marcas como Guess, Maybelline, Bebe, BCBG, Mossimo y, por supuesto, Victoria’s Secret. Su carrera como ángel de la conocida firma de lencería se inició en 1998 y desde entonces ha desfilado nueve veces con las famosas alas y ha sido la única  en abrir cinco veces el desfile. En 2008 fue la elegida para lucir el Black Diamond Fantasy Miracle Bra, el sostén más caro del mundo, valorado en cinco millones de dólares.

La modelo se casó en secreto el 14 de febrero de 2009 con el jugador de baloncesto serbio Marko Jaric, del que recientemente anunció su separación. Es madre de dos niños.

Alessandra Ambrosio


03-400Nacida el 11 de abril de 1981 en Erechim, en el estado brasileño de Rio Grande do Sul, Alessandra tenía muy claro desde niña que quería ser modelo. Lo decidió cuando vio en la portada de una revista a la top holandesa Karen Mulder: “Ese día supe que quería ser como ella”, asegura Ambrosio. Con solo 12 años se apuntó en una escuela de maniquíes.

Adquirió visibilidad cuando se presentó en 1996 al concurso The Look of the Year de Elite, una auténtico trampolín para supermodelos, donde atrajo la mirada de varios agentes. No tardó en dar el salto internacional y su pasaporte definitivo a la fama llegó con su participación en una campaña para la firma Guess junto a su amiga y compañera Ana Beatriz Barros, y con sus primeras portadas para las revistas Elle y Harper’s Bazaar. Ha desfilado para Dior, Oscar de la Renta, Kenzo y Lacroix, y ha sido imagen de Gap, Revlon, Calvin Klein y Giorgio Armani.

En 2004 posó para el calendario Pirelli y, como toda top model que se precie, también ha lucido sobre la pasarela la lencería y las alas de Victoria’s Secret. Siguiendo el paso de otras top models, recientemente decidió incursionar en el mundo del diseño y lanzó su primera colección de ropa en colaboración con la firma estadounidense Planet Blue, para la que ha creado una línea de prendas de inspiración bohemia y vintage.

Sin abandonar su carrera de modelo, Alessandra tiene planeado estudiar alguna carrera universitaria. Mantiene una relación con el empresario Jamie Mazur, fruto de la cual nacieron sus dos hijos: una niña, en 2008, y un niño, cuatro años después.

[block_quote cite=] Ha desfilado para Dior, Oscar de la Renta, Kenzo y Lacroix, y ha sido imagen de Gap, Revlon, Calvin Klein y Giorgio Armani. [/block_quote]

Fernanda Motta


04-400Como tantas otras modelos, Fernanda Motta (Río de Janeiro, 1981) fue descubierta por casualidad. Con 16 años, estaba un día en la playa de su ciudad natal, cuando un cazatalentos de modelos reparó en ella y le ofreció iniciarse en el mundo de la publicidad. Empezó protagonizando en su país varios anuncios de televisión. Participó en campañas para Wonderbra Brasil, Victoria’s Secret y Pantene. Fue también imagen de Rolex, Palmolive y Moet & Chandon, y desfiló para Gucci y Chanel.

Lució rostro y cuerpo en la edición brasileña del Vogue, y en 2004 fue portada de US Glamour. Además, en cuatro ocasiones, la revista Sports Illustrated la eligió para su edición especial de bañadores. Ha presentado en la televisión de su país el programa Brazil’s Next Top Model, con gran éxito de audiencia.

[block_quote cite=] Empezó protagonizando en su país varios anuncios de televisión. Participó en campañas para Wonderbra Brasil, Victoria’s Secret y Pantene. Fue también imagen de Rolex, Palmolive y Moet & Chandon, y desfiló para Gucci y Chanel. [/block_quote]

Isabeli Fontana


05-400Brasileña de origen italiano (sus padres emigraron a Brasil), nació el 4 de julio de 1983 en Curitiba. Su carrera como modelo fue precoz: en 1996, con solo 13 años, abandonó su país para instalarse en Milán (Italia) y estrenarse en el mundo de la moda. Tres años después, con solo 16, protagonizó un catálogo de lencería para Victoria’s Secret, lo que provocó una gran polémica al cuestionarse si una menor de edad podía figurar en una campaña de ese tipo. La controversia la hizo más conocida a nivel internacional.

Al posar transmite una mezcla entre dulzura y sex-appeal, lo que, junto a su gran versatilidad, la ha llevado a ser portada de revistas como Sport Illustrated -ha protagonizado varias veces su número especial de baño- o a desfilar para Valentino, Versace y Ralph Lauren. Una de sus campañas más destacadas fue la de primavera-verano de 2011 de Dolce & Gabbana, inspirada en las mujeres sicilianas y donde compartió protagonismo con las también brasileñas Alessandra Ambrosio o Izabel Goulart.

Como otras top models, Isabeli es habitual del famoso calendario Pirelli, para el que posó delante de la cámara del gran fotógrafo Peter Lindberg, un incondicional de la modelo, quien ha estado casada y separada dos veces y tiene dos hijos.