Destacada Inicio

¡A pedalear!

El uso de la bicicleta trae múltiples beneficios tanto para las personas como para las ciudades, así lo han comprobado en países desarrollados. En Santiago de a poco se vuelve tendencia.

  • pmorales

Compartir vía email

bicicletaEn países europeos como Dinamarca, Holanda, Noruega y Alemania, la bicicleta es un medio de transporte tan válido como en Chile lo son los autos y el transporte público. De hecho en Holanda existe casi una bicicleta por habitante. Y este fenómeno no ocurre sólo en el viejo continente. Desde hace algunos años la bicicleta comenzó a reemplazar al auto en el primer mundo y países como Estados Unidos, Canadá y China también han asumido esta tendencia.

Y es que el uso de la bicicleta trae múltiples beneficios tanto para las personas como para las ciudades. Si hablamos de la salud, el pedalear surge como una alternativa real para aquellos que no pueden destinar horas del día a hacer ejercicios y que de esta manera pueden optimizar el tiempo de traslado para hacer una actividad física.

Andar en bicicleta es un excelente ejercicio aeróbico que ayuda a combatir el sobrepeso, además de reducir los niveles de estrés y mejorar el estado de ánimo. De hecho la Asociación Americana de Medicina Deportiva recomienda al menos150 minutos de ejercicio aérobico de moderada intensidad a la semana repartidos en 5 o más días.

Por otro lado se trata de una actividad que contribuye al cuidado del medioambiente ya que ayuda a reducir los  niveles de contaminación ambiental. Este es uno de los principales motivos por los que en los países anteriormente mencionados se promueve el uso de este medio de transporte. Los gobiernos desarrollan políticas públicas que favorecen la conducción de bicicletas como lo es la construcción de ciclovías y estacionamiento de bicicletas, además de sistemas de arriendo de bicicletas públicas en distintos lugares de la ciudad.

Santiago pedaleable

En nuestro país, si bien hasta hace algunos años la bicicleta se utilizaba principalmente los fines de semana como una opción para hacer deporte o como una manera de recrearse, ésta comenzó a masificarse rápidamente  como una alternativa al transporte público, que si bien tuvo un inicio más bien tímido, de a poco ha ido ganando terreno.

Actualmente en la ciudad existen 216 kilómetros de ciclovías construidas que, aunque cubren un espacio limitado de las comunas donde se emplazan, en el último tiempo han tenido un crecimiento explosivo. De hecho el gobierno regional desarrolló el programa “Santiago Pedaleable” que apunta a integrar distintas iniciativas y unificar la planificación urbana del uso de bicicletas.

Justamente hoy el intendente Metropolitano, Claudio Orrego, anunció que antes de 2015 se construirán 24 kilómetros de nuevas rutas en la capital, las cuales servirán de “conectores” de las vías ya instaladas.

A esta iniciativa hay que sumarle el esfuerzo de los privados, por ejemplo el caso de las inmobiliarias. El  Gerente Comercial de Ralei, Andrés Ergas, cuenta que conscientes del boom de este transporte han incorporado estacionamientos para bicicletas en todos sus proyectos inmobiliarios, además de entregar un determinado stock de ellas a sus residentes para que puedan disponer libremente.

“Nuestro objetivo es incentivar el uso de este medio de transporte entre los residentes de todos nuestros proyectos inmobiliarios, ya que muchas veces las personas no utilizan la bicicleta por no contar con un lugar seguro donde dejarlas, o quedan olvidadas en las bodegas de los edificios”, explica.