Destacada Inicio

Hoteles insólitos en el mundo

¿Aburrida de los hoteles banales y predecibles? ¿Por qué no agregar una pizca de aventura -y humor- a su viaje y probar algo diferente? Atípicos, artísticos, sensacionales, bizarros…

  • Florencia Sanudo

Compartir vía email

Por cierto: si cada día surgen nuevos hoteles y albergues originales, hay que saber encontrar aquellos que valen la pena. A esta búsqueda se lanzó Steve Dobso, viajero que recorrió el planeta para descubrir esos tesoros escondidos. El fruto de sus investigaciones está en las páginas de Hôtels Insolites du Monde (Hoteles insólitos del mundo) (Ed. Jonglez), que presenta doscientos hoteles en sesenta países, de formas y presupuestos variados, que incluyen un bed & breakfast en forma de perro, una plataforma marina de exploración o una cabaña en un árbol. Estos son algunos de ellos.

Ariaú Amazon Towers: una ciudad sobre la copa de los árboles (Brasil)


3_340Inaugurado en 1986, Ariaú Amazon Towers es un sitio asombroso: unidos por 8 kilómetros de pasarelas de madera a 10 metros de altura del delta de un río, las construcciones forman un conjunto a veces surrealista. La experiencia de caminar por las pasarelas por la noche y sentir vibrar la selva a su alrededor es una experiencia única, ideal para un primer contacto con el Amazonas. Por cierto, dado que el nivel de humedad es de 95%, muchos clientes eligen las habitaciones climatizadas (por un suplemento de 25 dólares). Para los que tienen el sueño liviano se les aconseja tapones para los oídos: las habitaciones, hechas de madera, no están insonorizadas contra el alboroto de la selva que comienza al alba.

Château Valmer: una cabaña en un árbol (Francia)


2_340A seis metros por encima del suelo, en las ramas de un inmenso roble centenario esta cabaña es un refugio romántico e inusual. Aislada del resto del castillo Valmer (hotel cinco estrellas) y sus cuarenta y dos habitaciones, piscina, sauna y hammam, la cabaña se encuentra en medio de un viñedo. Falsamente salvaje (en la alta temporada es posible que el desayuno llegue justo hasta la puerta), el precio por noche puede atragantar a más de uno (hasta 600 euros para dos personas). La playa más cercana es probablemente una de las más bellas y salvajes de toda la Riviera francesa, pero para los amantes del ruido, un camino arbolado conduce hasta Saint Tropez, eso sí, después de tres horas de caminata…

Hotel Inntel Zaandam: extravagantes fachadas holandesas (Países Bajos)


1_340Basta con echar una mirada sobre los doce pisos del hotel Inntel en Zaandam para quedar boquiabierto ante esta pila de casas independientes superpuestas o yuxtapuestas como en un enorme rompecabezas tamaño real. Su arquitecto, Wilfried van Winden, asegura que su intención no fue chocar sino evitar el enfoque insípido de los hoteles tradicionales. Optó así por reproducir las fachadas típicas de la zona, desde la imponente casa del notario a las casitas de obreros. En el interior las habitaciones conservan una atmósfera nostálgica y están decoradas con fotografías en blanco y negro que ilustran la ya lejana tradición industrial de la ciudad.

Seaventures: para submarinistas (Malasia)


4_340Anclado a 26 km al sur de Sabah y cerca de la isla Mabul, en Malasia, el Seaventures Dive Center es una enorme plataforma marítima diseñada originalmente para la exploración de petróleo y gas natural. Al final de su explotación comercial, un hombre de negocios de Singapur lo compró con la idea de convertirlo en una plataforma de buceo 5 estrellas, única en el mundo que cuenta con un ascensor para bajar directamente al arrecife que se encuentra justo debajo de la plataforma. En cuanto a las comodidades, las condiciones son más bien espartanas. Pero eso no importa a la mayoría de los huéspedes: el interés del lugar reside en que es suficiente bajar unos metros para encontrarse en un fabuloso sitio de buceo.

The Balancing Barn: una granja en equilibrio (Inglaterra)


5_340Situada en la reserva natural de Suffolk, la fabulosa ‘balancing barn’ está ubicada en una colina, al final de un encantador camino rodeado de árboles. Estructura rectangular de 30 metros de longitud cubierta de placas de metal, solo la mitad está adosada a la colina, mientras que el resto, que asoma sobre el lago y el valle, no tiene ninguna fundación que la sostenga. Para la ‘tranquilidad’ de los clientes, las cuatro habitaciones, la sala de estar y la cocina se encuentran en la parte anclada del edificio y solo el gran salón -parte de cuyo piso, en vidrio, permite ver un columpio balanceándose bajo la casa- está suspendido.

Sheraton Huzhou Hot Spring Resort: un anillo en el agua (China)


6_340La arquitectura del gigantesco Sheraton Huzhou Hot Spring Resort invita a las comparaciones: si es un anillo para la versión oficial, otros ven una herradura, y los menos románticos, una donut. Sea lo que fuere, por la noche brilla con todas sus luces sobre las aguas del lago Taihu, en la ciudad de Huzhou, cerca de Shanghái. En todo caso, si la parte exterior es la primera característica que llama la atención, son sobre todo las prestaciones en el interior las que hacen su reputación: 321 habitaciones, incluyendo suites y villas con balcón privado, dos torres de 27 pisos que ascienden a casi 100 metros de altura y un lobby iluminado con veinte mil lámparas de cristal Swarovski.

Spitbank Fort: un fuerte de la marina (Inglaterra)


8_340Situado en el punto estratégico en el Solent, el brazo de mar que separa la isla de Wight de Inglaterra, Spitbank Fort defendía en otras épocas la base naval de Portsmouth. Hoy en día es un moderno hotel que alberga nueve lujosas suites, tres restaurantes, un spa, una piscina de agua caliente y un sauna (ambos en el techo) y una completa sala de entretenimiento con mesa de póquer incluida. Obviamente, su acceso solo es posible por lancha o barco (a 15 minutos de la costa). Los amantes de la historia marítima inglesa (los hay, los hay) pueden visitar el astillero de Portsmouth, la nave de lord Nelson y el barco preferido de Enrique VIII.

The Pineapple: excéntrico y sofisticado (Escocia)


7_340El Pineapple (ananá) fue una casa de verano construida por el conde de Dunmore en 1761. La curiosa forma de su cúpula fue la manera humorística del excéntrico aristócrata de evocar la fruta, entonces considerada exótica, símbolo de hospitalidad. El Pineapple domina un inmenso jardín, construido según la tradición escocesa, a una cierta distancia de la casa. Rodeando la residencia principal, varias casitas destinadas a alojar a los jardineros hoy son habitaciones. El Pineapple pertenece a la comisión escocesa de monumentos históricos.

Verbeke Foundation: o cómo dormir en un intestino gigante (Bélgica)


14_340En 2007, una pareja de coleccionistas belgas, Carla y Geert Verbeke Lens, inauguró un santuario para exponer sus obras de arte moderno. Este gran dominio, dedicado a la naturaleza, a la cultura y a la ecología se extiende en una reserva natural de 12 hectáreas. Auspiciado por los ricos coleccionistas, el artista Joep van Lieshout dio rienda libre a su imaginación y creó CasAnus, una asombrosa escultura en poliéster que representa el aparato digestivo humano a gran escala. En efecto, esta estructura es tan voluminosa que se puede alquilar y pasar allí la noche. En el interior, dos camas gemelas, una mesa, ducha y toilette.

Rogner Bad Blumau: hotel termal cubierto de césped (Austria)


9_340Inaugurado en 2000, Rogner Bad Blumau fue construido en un estilo ecléctico y desconcertante, con sus techos cubiertos de césped a fin de mimetizarse con el perfil de las colinas que lo rodean. Pero en cuanto al exterior, con su patchwork de tejas coloreadas, sus ventanas irregulares y su carencia total de las líneas rectas, características del universo artístico del arquitecto Friedensreich Hundertwasser, la mimetización es improbable. En el interior, en cambio, todo tiene el orden y el confort de un hotel cuatro estrellas: el spa propone diversos programas, las fuentes de agua caliente proveen la calefacción y energía, el restaurante es uno de los mejores de la zona y las habitaciones ofrecen encantadoras vistas sobre las colinas.

Treehotel: cabañas ecológicas en altura (Suecia)


10_340Las asombrosas habitaciones en los pinos en el pueblo de Harads, Suecia, fueron concebidas por seis arquitectos que tuvieron la idea de construir estas casas a cuatro metros del suelo, respetando la naturaleza y los parámetros ecológicos. El acceso es a través de robustas escaleras, rampas o, en el caso de una que asemeja una nave espacial, por una escalera eléctrica retráctil. Cada suite comporta una habitación con dos o cuatro camas, una sala de estar y un baño. Y cerca de ellas, el primer -y probablemente único- sauna del mundo construido en un árbol.

Dog Bark park Inn: perro hospitalario (Estados Unidos)


11_340Advertencia: Este curioso bed & breakfast no es aconsejable para los que no consideran el perro como el mejor amigo del hombre. Situado en Cottonwood, Idaho, es una enorme estructura de madera en forma de Beagle. En el interior, dos habitaciones unidas entre sí y decoradas en tema ‘canino’ (la cama de dos plazas es un gran perro, los almohadones tienen perros bordados). Cabe decir que para sus propietarios, Dennis y Frances, escultores de madera a la tronzadora, los perros en madera son la obsesión que los une desde hace más de veinte años. Pero no se asuste: este perro no ladra, ni muerde y el desayuno es muy generoso.

La Colline du Colombier: ecología y buena cocina (Francia)


12_340A pocos kilómetros de la ciudad de Roanne, Las Cadoles de Iguerande (el nombre de las viejas cabinas donde vivían los viticultores de Borgoña) es un sitio privilegiado de bellos paisajes y viejas iglesias. Las ‘cadoles’ son tres encantadoras casas sobre pilotes: enclavadas entre robles. Cada una consta de una cama doble, baño privado, una pequeña cocina y un gran salón muy zen con balcón con vistas a la naturaleza. Es un proyecto totalmente ecológico y las habitaciones son caparazones envolventes, en las que techo y paredes están unidos por cáñamo tejido. Tiene además una ventaja: su propietario, Michel Troisgros, es un célebre chef cuyo restaurante está en las cercanías.

Costa Verde: un Boeing reconvertido (Costa Rica)


13_340Abandonado en el aeropuerto de San José de Costa Rica, el Boeing 727 de Avianca estaba condenado a morir oxidado, cuando el equipo de Costa Verde lo descubrió, recuperó y transformó en una insólita suite de dos habitaciones. Ubicado en un pedestal a 15 metros de altura y con una amplia terraza de madera, el minúsculo hotel, favorito de los recién casados, ofrece una vista panorámica y romántica sobre el océano y la selva, desde donde los pasajeros pueden observar tucanes, monos y perezosos en su hábitat.