Vida Sana

Cómo protegerse: El buen sol

CUIDADOS ESENCIALES. La única manera de utilizar el sol a nuestro favor es estar bien informadas. Los expertos aconsejan cómo elegir el protector que más conviene, qué mirar antes de comprar y explican qué hay de nuevo en materia de FPS.

  • Revista Mujer

Compartir vía email

¿Qué diferencia hay entre bloqueador y protector?
La palabra bloqueador ya no se debe usar, porque da la sensación de protección al 100%, y esto no existe. Filtro o protector solar, en cambio, es una loción, gel, spray u otro tópico que evita o disminuye las quemaduras debidas a la exposición al sol.

¿Cuándo conviene usar en crema, cuándo textura gel y cuándo spray?
Dependerá del tipo de piel, actividad (si está jugando golf no querrá verse brilloso, por ejemplo) y  del clima. En términos generales, conviene usar cremas en pieles secas, gel en pieles grasas y/o con tendencia acneica, y spray en zonas pilosas (como el cuero cabelludo).

¿Se debe usar el mismo producto para todo el cuerpo o es mejor usar uno especial para el rostro?
En general en rostro y cuello la piel es más sensible por lo que necesita un factor más alto. El mismo producto también se debe aplicar en las orejas, especialmente en los hombres y niños pequeños, ya que no las tienen resguardadas por el cabello. En el cuerpo se necesita, por la extensión de las superficies, que sea más fácil de aplicar. En este sentido las lociones son más adecuadas que las cremas.

¿Se puede tomar sol en las cicatrices?
Sólo si ha transcurrido al menos un año desde su formación. La piel en esa zona es mucho más sensible y vulnerable, está irritada y por tanto necesita máxima protección (SPF 20 a 25 durante los primeros 12 meses).

¿Se debe aplicar el protector solar antes o después de la crema hidratante?
Antes. Primero se aplica la protección solar para que sea absorbida por la capa más superficial de la piel. Luego, una vez que el producto se absorbe, se puede colocar crema hidratante o antiedad.

Usar maquillaje ¿puede proteger del sol?
Sí. La mayoría de los maquillajes, incluso aquellos en los que no figura la sigla FPS seguida de un número ofrecen algún tipo de protección, debido al dióxido de titanio que contienen. Esto no significa en ningún caso que la base puede reemplazar al protector. Lo mismo ocurre con las cremas tradicionales que indican FPS en sus etiquetas. Protegen, pero de manera leve.

10 recomendaciones básicas


01. El mínimo factor recomendado es de 15 para adultos sanos de piel no clara. Para pieles claras, niños y ancianos de FPS 30 a 50. El 50+ es para pacientes con fotosensibilidad, rosácea, pieles muy claras y pacientes con antecedentes de cáncer de piel.

02.
Colocar el filtro solar media hora antes de salir de la casa.

03. Reaplicar el protector cada 2 horas.

04. No utilizar filtro solar en bebés menores de seis meses ni exponerlos al sol.

05. Mantener los productos protegidos del sol, porque se deterioran.

06.
Los protectores solares tienen fecha de vencimiento.

07.
Evite la exposición a la luz solar entre las 10 y las 15 hrs.

08.
Use sombrero con ala de 7 cm y lentes de sol oscuros de buena calidad. Ropa más bien oscura que cubra el cuerpo.

09. Proteger a bebés, niños menores de 10 años y ancianos, ya que su piel es más sensible y absorbe mayor cantidad de radiación solar.

10. Beber abundante agua en forma fraccionada, para favorecer la hidratación de la piel. Fuente: Dra. Ester Avayú, Clínica Indisa.

“Un estudio de la Universidad de Oklahoma demuestra que usar protectores con factor solar alto no sólo evita las quemaduras, sino que además reduce en 36% la incidencia de lesiones precancerígenas”, dice la cosmetóloga María Olga Estrada.

NUEVA REGULACION


Desde principios de noviembre en Chile existe una nueva rotulación de los filtros solares: “No se debe calificar un protector solar con FPS mayor a 50, ya que sobre este número la protección adicional es marginal, lo que induce una falsa sensación de seguridad y eleva el precio. Junto a la cifra de FPS, los envases deben indicar si esto significa protección baja (factores 6-10), media (factores 15-20-25), alta (factores 30-50) y muy alta (más de 50). Se prohíben además las palabras ‘protección total’ y ‘resistente al agua’ por inducir a error”, explica la Dra. Ester Avayú, dermatóloga de Clínica Indisa